Genial
Genial

8 Maneras de saber si realmente amas a alguien

Cuando las personas se sienten “enamoradas”, sus niveles de dopamina aumentan tanto que casi se siente como una experiencia de otro mundo. Especialmente cuando el sentimiento es mutuo: sienten que están en la cima del mundo y que nadie puede alcanzarlos. Sin embargo, a veces puede ser solo lujuria o enamoramiento que en realidad no se convierte en amor, sino que se desvanece. Saber qué diferencia estos 2 sentimientos te salvará a ti y a la otra persona de la angustia.

1. Quieres estar con la persona todo el tiempo, y te pones nervioso

Quieres estar con esa persona todo el rato, y no te importa lo que hagan durante ese tiempo, mientras estén juntos. La llamas, le envía mensajes y, en general, tratas de encontrar formas de estar cerca de la persona con la mayor frecuencia posible. Incluso después de haber pasado una noche entera juntos, tal vez sientas que no fue suficiente. Y no te importa si la otra persona está de mal humor o triste durante ese tiempo, ya que puedes estar cerca de ella.

Además, cada vez que se encuentran, te pones nervioso y tu corazón late muy rápido y fuerte. Si aún no has dicho tu “te amo”, estás ansioso por saber qué siente esa persona por ti. También estás nervioso por lo que te depara el futuro y por saber si la relación continuará. Es un misterio al que no puedes saber la respuesta, y que te mantiene constantemente preocupado.

2. Piensas en esa persona todo el tiempo y se siente emocionante

Tu mente vuelve a la persona y a sus recuerdos juntos cuando estás en el trabajo o en casa solo o afuera con tus amigos. Miras sus fotos con frecuencia y no dejas de hablar de él o de ella con tus amigos y familiares más cercanos. Es lo primero en lo que piensas, y si está teniendo un mal día, querrás estar allí y ayudar en todo lo que puedas. También imaginas lo genial que sería para tu círculo llegar a conocer a esa persona.

Todo parece tan nuevo y emocionante, y estás dispuesto a hacer cualquier cosa con la persona, incluso si ya han hecho algo un millón de veces. Hasta podrías hacer una actividad que le encanta, pero que tú detestas, solo porque quieres pasar más tiempo juntos. Este sentimiento de amor que tienes hace que las cosas que solían ser aburridas para ti ahora se sientan emocionantes e interesantes.

3. La relación es muy fácil para ti y te sientes seguro

Cuando decimos que una relación es fácil, nos referimos a que no hay que luchar para encontrar tiempo el uno para el otro. Lo encuentras, aunque no lo tengas, solo porque quieres ver a la otra persona. E incluso cuando no están de acuerdo o tienen peleas, encuentras formas de resolverlo, ya que antepones tu relación a tu ego y orgullo. No importa si ganas o pierdes la pelea, ya que lo único que quieres es estar con esa persona.

No solo eso, sino que también te sientes seguro, como si pudieras confiar plenamente en esa persona con tu corazón. Tus nervios probablemente se relajen cuando la veas, incluso si acabas de tener el peor día en el trabajo. Sientes que puedes compartir tus vulnerabilidades con esa persona, ya que confías en que no te hará daño.

4. Te pones un poco celoso de otra gente en su vida

Es natural que te pongas un poco celoso cuando ves a otras personas cerca de tu interés amoroso y te preguntas cuál es la naturaleza de su relación. Y está bien si le preguntas quiénes son ciertas personas y qué es lo que los une. Puede ser alguien muy importantes para tu ser querido, o puede ser solo un conocido. No todos los que rodean a la persona que te gusta deben ser percibidos como una amenaza.

Sin embargo, si tus celos superan ese nivel saludable y comienzas a husmear en el teléfono de tu pareja o acosarla, debes preocuparte. Este comportamiento es muy tóxico y puede conducir a problemas muy grandes en una relación. No puedes saber dónde está tu pareja en cada minuto del día. Ambos son individuos con vidas fuera de la relación.

5. Quieres que tus amigos y familiares conozcan a esa persona

Cuando una relación es real y madura, es muy normal que quieras llevar a tu nuevo amor a conocer a tus amigos y familiares. Todo se siente tan emocionante para ti que quieres compartir esa parte de tu vida con las personas que siempre han estado ahí. Además, su opinión es importante para ti y quieres que les guste esa nueva persona en tu vida.

6. Sientes empatía y compasión

Cuando existe amor verdadero entre tú y tu pareja, la acompañas en el sentimiento cada vez que está triste o realmente feliz. Incluso si tú mismo no estás en el mismo estado de ánimo, te sentirás emocionado cuando a la persona que te gusta le suceda algo grandioso. Este es un nivel de intimidad emocional y conexión que el amor puro puede crear. En momentos de enfermedad, también querrás estar allí tanto como puedas y ayudar a tu ser querido a mejorar lo antes posible.

7. Te vuelves más cariñoso

Ser cariñoso es lo más natural entre 2 personas que se quieren y se aman. Y no te importa si están en casa o en público.

Solo quieres tener un contacto físico con la persona que te gusta de cualquier forma posible. Puede ser algo tan simple como tomarse de la mano, jugar con su cabello o simplemente acariciar sus mejillas. Si después de un tiempo juntos te das cuenta de que ya no quieres hacer nada de eso, probablemente signifique que fue enamoramiento y no amor.

8. Haces grandes planes para el futuro

Es amor verdadero cuando siempre tienes planes para casi todo. No queremos decir que debas hacer lo que dice tu pareja, sino que quieres incluirla en la mayoría de las cosas que quieres hacer. Quieres que esté contigo en las reuniones familiares, que se vayan de vacaciones juntos y que se instalen en la misma ciudad para trabajar después de la universidad. Ya no es tan fácil para ti tomar decisiones rápidas que podrían poner fin a tu relación en algún momento.

Bono: cuando es lujuria, no amor

  • Se siente más físico que emocional: por supuesto que es importante sentir atracción física por tu pareja, pero cuando eso es todo, no puede ser amor verdadero. Llegará un día en que toda esa loca atracción se desvanecerá y no habrá nada más profundo que los mantenga unidos.
  • Los defectos son un no rotundo: cuando has creado una versión idealizada de la persona real con la que estás, sus defectos son un factor decisivo para ti. No puedes aceptar que no sea perfecta y que tendrás que trabajar con sus defectos al igual que ella tendrá que trabajar con los tuyos.
  • Las cosas van demasiado rápido: en muchos casos, el verdadero amor puede tardar un tiempo en manifestarse, mientras que la lujuria puede parecer ir a 200 km por hora.
  • No tienen mucho de qué hablar: aparte del aspecto físico de su relación, no hay nada más que los acerque.
  • Barren sus problemas debajo de la alfombra: en lugar de llegar al corazón de los problemas, eligen esconderlos y seguir adelante.
  • Tu interés se desvanece rápidamente: cuando esa primera punzada de emoción desaparece, te das cuenta de que no tienes sentimientos reales, sino que solo estabas interesado en la parte física de la relación.
  • A menudo pasan días sin comunicarse: cuando no tienen mucho de qué hablar, no sienten la necesidad de comunicarse. Tampoco querrás compartir tus problemas diarios ya que la relación no es más que lujuriosa.

¿Estás enamorado y sientes todas las cosas mencionadas anteriormente? ¿Qué fue lo que te hizo enamorarte de la persona con la que estás?

Genial/Pareja/8 Maneras de saber si realmente amas a alguien
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos