Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

7 Maneras de cuidar la salud bucal de tus mascotas y evitar el mal aliento

La limpieza bucal de perros y gatos es necesaria para evitar la acumulación de bacterias en la superficie de los dientes tras cada comida y la posterior formación de sarro. Ambos casos pueden derivar en el mal aliento de nuestras mascotas. Sin embargo, seguir una rutina de higiene dental ayudará no solo a reducir el olor desagradable, sino también a evitar futuros problemas de salud.

Genial.guru quiere mostrarte diferentes formas de limpiar los dientes de tu mascota para mantener una adecuada higiene dental. Consulta con un veterinario sobre cualquier diagnóstico u opción de tratamiento.

1. Cepillado dental

Limpia los dientes de tu mascota con un cepillo de dientes del tamaño correcto para su boca y una pasta dental especialmente formulada para su uso en perros o gatos. Recuerda que el dentífrico para humanos puede provocar una intoxicación en las mascotas, así que opta por comprar este producto en las tiendas para animales.

Procedimiento:

  1. Asegúrate de que tu amigo peludo esté completamente tranquilo y relajado. Puedes envolverlo en una cobija dejando su cabeza al descubierto, así evitarás que se mueva o te rasguñe.

  2. Humedece el cepillo de dientes y añade la cantidad necesaria de pasta dental empujándola bien hacia las cerdas.

  3. Levanta su labio superior y cepilla de forma delicada los dientes superiores retirando los residuos y la suciedad acumulada.

  4. Con ayuda de tus dedos índice y pulgar, abre más la boca de tu mascota y procede a cepillar las encías y los dientes inferiores.

  5. Al terminar, no necesitarás enjuagar la boca de tu mascota, pero sí deberás permitir que beba abundante agua. Tu perro o gato debe sentirse cómodo con este procedimiento, así que introduce el cepillado gradualmente y revisa el estado de ánimo de tu mascota en todo momento.

2. Dentífrico en espray

El dentífrico en espray es una alternativa cómoda y rápida al cepillado de dientes tradicional. Debes aplicar unas cuantas pulverizaciones directamente sobre los dientes de tu perro o gato y dejar que actúe durante unos minutos. No todas las mascotas aceptan este método fácilmente, por el sonido que produce el aplicador. Evita su uso en perros o gatos con problemas de estrés, agresividad, ansiedad o miedo.

3. Juguetes dentales

Los juguetes dentales han sido diseñados para ayudar a combatir el estrés de tu mascota y eliminar los restos de comida que quedaron adheridos en su boca. Además, con este método evitarás que pueda morder otras cosas en casa, como muebles o zapatos. Existen juguetes de cuerda, de goma, de tela y pelotas, entre otros.

4. Snacks o premios especiales

Otra manera de asegurar una buena higiene dental son los snacks y golosinas. Estos productos fortalecen y limpian la dentadura de tu perro o gato y, a la vez, otorgan una recompensa al buen comportamiento. Existen diferentes presentaciones y sabores, elige la mejor opción en función del tamaño de tu perro o gato.

5. Enjuague bucal antisarro

Este producto es una buena alternativa para los perros y gatos que no se dejan manipular con facilidad la boca. El enjuague bucal, creado específicamente para perros y gatos, es un antiséptico que combate el sarro y la placa, eliminando así el mal aliento. Mézclalo con agua según las instrucciones del empaque y deja que tu amigo peludo lo beba. Tu mascota puede rechazarlo por notar un sabor extraño; si este es el caso, procede con otro sabor de enjuague bucal u otro método de limpieza.

6. Buenos hábitos alimentarios

Muchos gatos y perros están acostumbrados a la comida blanda, ya sean caldos, purés o latas. Sin embargo, el alimento húmedo y blando se puede acumular más fácilmente en los orificios dentales. Por ello, es importante acostumbrar a las mascotas a la comida seca, como las croquetas o los huesos, y solo ofrecerles latas de comida blanda como premio.

7. Limpieza de boca profesional

Esta opción de tratamiento incluye la anestesia total de tu mascota. El veterinario procederá a realizar una limpieza exhaustiva para eliminar completamente el sarro de los dientes. Puedes elegir este procedimiento cuando tu felino o canino tengan que pasar por anestesia general debido a otro problema de salud.

¿Tienes otras recomendaciones que ayuden a mantener a raya el mal aliento de tus mascotas?

Compartir este artículo