Genial
Genial

Cómo podemos limpiar la suciedad de los equipos electrónicos y cuáles son los beneficios de hacerlo

Una de las cosas de las que muchas personas están conscientes, pero dejan pasar por alto, es el hecho de que los equipos electrónicos se tienen que limpiar. Puede que los motivos de esto sean diferentes, como es el desconocimiento de cómo hacerlo o sencillamente el miedo de estropear estos aparatos tan costosos.

Sea por un motivo o por el otro, en Genial.guru quisimos buscar y compartir contigo cuál es la mejor forma de limpiar los dispositivos electrónicos que más usamos.

Por qué limpiar los equipos electrónicos

Un estudio de la Universidad de Londres reveló que a pesar de que el 95 % de las personas dijeron que se lavaban las manos cada vez que podían, el 92 % de los celulares tenían bacterias. Lo preocupante es que el 16 % dio positivo para Escherichia coli, una bacteria que se encuentra en las heces, asociada con malestares estomacales y, en algunos casos, con intoxicación alimentaria.

Cómo limpiarlos correctamente

1. Auriculares o audífonos

La forma o el método de limpieza dependerán del estado en el que los equipos se encuentren. Lo importante es que no deben ser ni sumergidos ni rociados con ningún tipo de líquido directamente, aunque sean impermeables. Siempre es mejor prevenir.

  • Con un cepillo de dientes: puedes usarlo principalmente para remover los residuos secos y superficiales. Es crucial que el cepillo esté seco y que sea de cerdas de nailon, ya que así no dañará las estructuras internas y más delicadas del auricular.
  • Con agua y jabón: si tienes manchas o suciedad pegada, puedes humedecer ligeramente un paño de microfibra y pasarlo con cuidado por las partes más sucias, procurando no mojar el interior del auricular.
  • Con alcohol isopropílico: aparte de las propiedades antibacterianas que tiene el alcohol, esta es una manera económica de tener los auriculares libres de gérmenes. El modo de aplicación más adecuado es sumergiendo un bastoncillo para oídos en el producto y frotando directamente.

2. Celulares y tabletas

Cuando los celulares o tabletas son fabricados, pasan por diferentes procesos químicos que les otorgan resistencia y cargan eléctricamente las pantallas para generar la superficie táctil. Por esto mismo son sensibles a algunos químicos de limpieza. Por suerte hay 3 opciones recomendables para remover la suciedad.

  • Utilizar un paño limpio de gamuza seco.
  • Usar el mismo paño de gamuza suave apenas húmedo.
  • Si el dispositivo está muy sucio, lo más recomendable es llevarlo a un centro autorizado donde puedan hacer una limpieza más profunda.

Claro, pero ¿cómo podemos deshacernos de los gérmenes? Lo más recomendable es agregar un poco de desinfectante al momento de humedecer el paño de gamuza.

3. Computadoras

Hay que tener en cuenta que las computadoras, ya sean de escritorio o portátiles, pueden acumular grandes cantidades de suciedad y polvo. Por ser aparatos tan sensibles, generalmente puede darnos un poco de miedo limpiarlos. Pero hay una forma de hacerlo correctamente.

  • Asegúrate de que el equipo esté desenchufado y sin la batería; de lo contrario, el dispositivo puede sufrir daños.
  • Identifica las zonas más sucias. Generalmente son las rejillas de ventilación. Es importante retirar el polvo acumulado con una brocha de cerdas finas; de lo contrario, puede llegar a generar temperaturas muy altas y ocasionar daños.
  • El teclado también es una de las partes que más se ensucia, especialmente si eres de los que comen encima de él. Un espray de aire comprimido o algo que expulse aire con un poco de presión puede sacar los restos de suciedad de las teclas. Esto ayudará a destrabar algunas que con el tiempo pueden haberse puesto más duras o a sacar el moho que podría haber en ellas.
  • Después sigue la pantalla: si tiene polvo, puedes pasar una brocha de cerdas finas para retirarlo. Ten en cuenta que si cae en las bisagras de la computadora portátil debes eliminarlo también. Para sacar la suciedad más pegada o para desinfectar, se puede usar un paño de microfibra humedecido con alcohol o líquido limpiador de pantallas.
  • Y para la carcasa: puedes usar el mismo paño que utilizaste para limpiar la pantalla y pasarlo por todo el equipo sin problema.

4. Cables y cargadores

Generalmente, los cargadores son una de las cosas más fáciles de olvidar a la hora de hacer la limpieza en equipos electrónicos. Pero para mantener al 100 % uno de los objetos más apreciados en la actualidad, como es el celular, es necesario darle al cargador el mismo cuidado.
Bastará con tan solo pasar una toallita ligeramente humedecida con alcohol isopropílico o desinfectante por todo el cargador. Hacerlo dos veces a la semana es suficiente para mantener el objeto libre de gérmenes y suciedad. Asegúrate de que al momento de limpiarlo, esté completamente frío y desenchufado.

5. Funda o protectores externos

Las fundas o protectores externos son imprescindibles para el cuidado de caídas o golpes de los equipos electrónicos, en especial los celulares. Pero cómo limpiarlos depende del tipo de material.

  • Plástico: gracias a su resistencia y durabilidad, este material resiste productos fuertes como la lejía. Sin embargo, el jabón de platos o detergente también es bueno para limpiar y desinfectar cuando no se quiere lidiar con químicos tan fuertes.
  • Madera: esta requiere una limpieza más cuidadosa para no dañarla. Es importante tener en cuenta que el agua es enemiga de la madera, así que empaparla es mala idea. Se puede preparar una solución de tres partes de agua y una de vinagre para rociar ligeramente la funda. Luego, frota un paño por la superficie para limpiarla.
  • Silicona o goma: debido a que es un material flexible, usar lejía no es muy conveniente, pero así como el plástico, se puede lavar con agua y jabón sin problema. Es bueno recordar que existen toallitas desinfectantes, las cuales nos pueden sacar de un apuro.
  • Cuero: este material es uno de los más sensibles, así que utilizar cualquier químico fuerte para limpiarlo puede estropear la funda. Conseguir un acondicionador de cuero sería lo mejor. Si no, calentar un poco de agua con jabón de manos, humedecer un paño y pasarlo por la superficie también puede servir. Sin embargo, luego asegúrate de eliminar toda la humedad con otro paño seco.

6. Los agujeros más pequeños

Sin duda, para muchos, los agujeros más pequeños, como los conectores de carga o de audífonos, son los más complicados de mantener limpios. Hay 2 cosas que debemos evitar.

  • Agua: a pesar de que el dispositivo sea resistente al agua, usarla para quitar la suciedad de los agujeros es una mala idea. Si logra entrar en el dispositivo, la corrosión puede llegar a dañarlo por completo.
  • Palillos: ya sean de madera o plástico, no son muy recomendables, ya que pueden dañar el conector por su grosor. Se necesita precisión, sumo cuidado y mucha luz para remover la suciedad.

No todos los agujeros se pueden limpiar de la misma manera. Si un objeto duro hace contacto con las ranuras de los altavoces, podríamos dañar la maya protectora que los recubre. Por eso, puedes limpiarlos de la siguiente manera:

  • Apaga el dispositivo y espera 2 minutos para empezar la limpieza.
  • Usa algo afilado. Lo ideal serían alfileres o algo similar. Con cuidado, arrastra la suciedad más gruesa hacia afuera, haciendo movimientos suaves y delicados.
  • Con aire puedes terminar de sacar el polvo restante. Hay que tratar de no soplar por nuestra cuenta, ya que se pueden expulsar partículas de saliva capaces de dañar el dispositivo. Lo mejor sería hacer esto con un espray de aire comprimido. Si no, puedes hacerlo con una brocha de cerdas suaves o un cepillo de dientes.

Cada cuánto debemos limpiar los aparatos electrónicos

Esto dependerá de la frecuencia del uso del dispositivo, si es portátil o fijo, qué tantas personas lo manipulen y en qué área se encuentre. Si permanece en zonas transitadas y vulnerables, como aquellas donde se llevan a cabo los trabajos de salud, es recomendable que se desinfecte una vez al día. Antes y después de hacerlo debes lavarte bien las manos, así evitarás la acumulación de gérmenes en el dispositivo.

¿Cada cuánto limpias tu celular? ¿Cuál es tu secreto de limpieza para los aparatos electrónicos que no te falla?

Genial/Consejos/Cómo podemos limpiar la suciedad de los equipos electrónicos y cuáles son los beneficios de hacerlo
Compartir este artículo
Te pueden gustar estos artículos