Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Estos 7 habitantes marinos son peligrosos, y esto es lo que debes hacer si te pican

Nada puede arruinar un día divertido en la playa tanto como una picadura de algo escondido en el agua, por lo que siempre deberías estar preparado. Varios habitantes marinos pueden picarte, así que tienes que saber que existen muchas formas de tratar estas picaduras. En primer lugar, el tratamiento depende en gran medida de lo que te haya causado la herida.

En Genial.guru, siempre queremos que estés preparado para que puedas disfrutar de tu tiempo bajo el sol. Es por eso que hemos compilado una lista de animales que pueden picarte junto con instrucciones sobre cómo tienes que actuar si sucede. No te olvides de echarle un vistazo a nuestro bono para conocer a uno de los animales más sorprendentes de la tierra cuya picadura es muy dolorosa.

1. Carabela portuguesa

La carabela portuguesa es una criatura peligrosa que se puede encontrar en los océanos Atlántico, Índico y Pacífico. En realidad, no es una sola criatura, sino un “organismo colonial” formado por diferentes animales y pólipos que no pueden sobrevivir por sí solos. Inyecta veneno en sus víctimas a través de sus tentáculos, haciendo que la víctima sufra de dolor en el pecho, dificultad para respirar e incluso la muerte.

Hábitat: océanos Atlántico, Índico y Pacífico

Tratamiento: a lo largo de los años, ha habido muchos “remedios caseros” que la gente usaba para tratar las picaduras desde alcohol, el agua de mar y la crema de afeitar, hasta la orina y el bicarbonato de sodio. Sin embargo, un estudio reciente afirma que la mejor opción es aplicar calor y vinagre a la herida. En caso de emergencia, debes hacer todo lo posible para ponerte en contacto con los servicios médicos.

2. Medusa

A diferencia de la carabela portuguesa, la medusa es un organismo singular. Estos animales marinos generalmente nadan libremente en el océano, pero algunos de ellos están anclados al lecho marino con los tallos. Sus tentáculos tienen células punzantes microscópicas que normalmente se utilizan para atrapar presas o con el fin de defensa propia. Normalmente, la picadura causa dolor y enrojecimiento. En casos más graves, sus picaduras pueden causar afecciones graves e incluso la muerte.

Hábitat: en todo el mundo, desde las aguas superficiales hasta las profundidades del océano.

Tratamiento: como se mencionó anteriormente, la orina es un tratamiento popular para estas picaduras, pero no es nada más que un cuento de hadas. Igual que en el caso de una picadura de la carabela portuguesa, el vinagre y el calor son las mejores opciones de tratamiento. También debes asegurarte de quitar los tentáculos con pinzas, nunca rascándolos. Además, trata de identificar las medusas. Las medusas melena de león, la ortiga de mar y las cubomedusas pueden causar daños significantes con su picadura, por lo que debes acudir al médico lo antes posible.

3. Anémona de mar

A pesar de que se ven como las plantas, en realidad, las anémonas de mar son animales. Armados con las células especiales cuya misión es tanto la defensa contra los depredadores como el ataque para capturar presas, inyectan veneno y una mezcla de toxinas y neurotoxinas en sus víctimas a través de una explosión celular. Normalmente, las anémonas de mar no atacan a los humanos, pero ha sucedido en pocos casos, y también han picado a los humanos siendo arrastrados a tierra. En casos graves, el veneno puede causar la muerte.

Hábitat: los océanos Índico y Pacífico

Tratamiento: el tratamiento de la picadura depende del tipo de anémona de mar que te haya picado, la cantidad de toxinas inyectadas y la reacción de tu organismo. Generalmente, las espinas necesitan ser removidas, lo que se puede hacer con agua de mar. La picadura también necesita ser limpiada. Igual que en el caso de las picaduras de medusa, el vinagre puede calmar el dolor. Es posible que se necesiten antibióticos y analgésicos tópicos para aliviar las molestias. En casos graves, las personas afectadas deben ponerse en contacto con los servicios médicos.

4. Raya de aguijón

Las rayas de aguijón son una variedad de rayas marinas estrechamente relacionadas con los tiburones. Por lo general, no atacan a los humanos, pero pueden hacerlo cuando se molestan, por ejemplo, si la pisas. A diferencia de las criaturas mencionadas anteriormente, atacan con un aguijón en la cola en lugar de tentáculos. Normalmente, no son letales para los humanos, pero ha habido algunos casos reportados, especialmente la muerte del conservacionista y personalidad de la televisión australiana Steve Irwin en 2006.

Hábitat: en todo el mundo, especialmente en áreas tropicales y subtropicales

Tratamiento: Normalmente, la picadura de la raya es letal si afecta un área vital. En casos más graves, podría ser necesaria una cirugía para eliminar la púa o el “aguijón” del animal que pueden desprenderse durante el ataque. Limpia el área, pero no la cierres ni la sutures. Se puede usar la presión para detener cualquier sangrado y los antibióticos pueden ayudar a tratar el dolor y la infección. Las lesiones graves deben tratarse con personal médico calificado.

5. Erizo de mar

Los erizos de mar son animales puntiagudos que se enfrentan a muchos depredadores como las nutrias marinas, las anguilas lobo e incluso las estrellas de mar, por lo que tiene sentido que usen sus púas para protegerse. Están presentes en todo el mundo, algunos de ellos también producen veneno, especialmente erizos de mar de áreas tropicales.

Hábitat: en todo el mundo, especialmente en el fondo marino

Tratamiento: los erizos de mar pueden pinchar a sus víctimas con las púas con o sin veneno y sus pinchazos varían en severidad según el tipo. Retira las púas con las pinzas o raspa el área con una navaja. Igual que en los casos mencionados anteriormente, se puede usar el vinagre para tratar el dolor y los antibióticos.

6. Pez león

El pez león tiene muchos nombres, como “pez cebra” o “pez pavo”, y es conocido por sus distintivas aletas venenosas. Su veneno es peligroso para los humanos, causa fiebre, vómitos, acidez estomacal, insuficiencia cardíaca e incluso la muerte. Aunque rara vez es mortal para los humanos adultos, es especialmente peligroso para los niños, los ancianos, las personas con sistemas inmunes débiles y las personas con alergias al veneno.

Hábitat: el Atlántico, el mar Caribe y el mar Mediterráneo

Tratamiento: Normalmente, el área afectada debe sumergirse rápidamente en agua caliente que descompone las proteínas en el veneno, aliviando el dolor y otros síntomas. La temperatura recomendada es de 43ºС a 46ºС. Usando agua más caliente, se puede quemar a la víctima. Se debe contactar a los servicios médicos en caso de una reacción alérgica.

7. Coral de fuego

A pesar de su nombre, el coral de fuego ni siquiera es coral: son animales estrechamente relacionados con las medusas. En realidad, es bastante común que los buzos entren en contacto con el coral de fuego. Al contacto, la víctima siente un dolor ardiente causado por las células urticantes denominadas nematocistos, empleadas en la caza de presas que se encuentran en la superficie de la criatura. En algunas ocasiones, el veneno puede causar toxicidad sistémica.

Hábitat: los océanos Índico, Pacífico y Atlántico, así como el mar Caribe

Tratamiento: para limpiar la herida causada por el veneno del coral de fuego, se usa agua salada. También se puede usar vinagre para neutralizar el veneno. Es muy importante eliminar la secreción, ya sea con pinzas o cinta adhesiva, después de haber tratado la herida con alcohol o ácido. La crema de hidrocortisona también se puede usar para tratar cualquier picor. Ponte en contacto con los servicios médicos si la víctima tiene una reacción alérgica al veneno o si presenta otros síntomas graves.

Bono: ornitorrinco

El ornitorrinco es un animal extraño, en realidad es más semiacuático que marino. Parece un cruce entre un pato y un castor. Es un mamífero, pero la hembra pone huevos y no tiene pezones, la leche para alimentar a sus crías se produce como sudor. El ornitorrinco macho tiene espuelas venenosas en el tobillo. Los machos normalmente lo usan para luchar contra sus rivales durante la temporada de apareamiento, pero se sabe que atacan a los humanos si se les provocan.

Hábitat: ríos y arroyos australianos

Tratamiento: en general, el veneno de ornitorrinco no es mortal para los humanos y nunca se ha informado sobre un caso de fallecimiento por su picadura. Curiosamente, la morfina no es capaz de aliviar el dolor, por lo que los médicos suelen usar inyecciones de anestesia local. Por otro lado, los científicos creen que pueden usar este mismo veneno para tratar la diabetes en humanos.

¿Qué otros animales venenosos conoces? ¡Por favor comparte sus nombres con nosotros en los comentarios!

Imagen de portada PXhere
Compartir este artículo