Extraño agujero se extiende por mil millones de años luz + 30 hechos espaciales hipnotizantes

Curiosidades
hace 8 meses

El Sol es una estrella de tamaño medio. Y aún así, podrían caber 1 300 000 Tierras en él. La estrella también es 333 000 veces más pesada que nuestro planeta. La NASA ha traducido las ondas de radio creadas por las atmósferas de los planetas en sonidos audibles. Así fue cómo los astrónomos descubrieron que Neptuno suena como las olas del océano, Júpiter, como estar bajo el agua, y la “voz” de Saturno se parece a la música de fondo de una película de terror. La Tierra suena como jazz bebop. No, lo inventé. La superficie del Sol es abrasadora, ¡pero un relámpago es 5 veces más caliente! La Tierra es golpeada por 100 rayos cada segundo, lo que resulta en 8 millones de ellos al día y alrededor de 3 mil millones al año. ¡Impactante!

Si logras ir a la Luna un día y ves huellas frescas, eso no significa que haya alguien más allí contigo. Las huellas o marcas similares pueden durar un millón de años allí porque la Luna no tiene atmósfera. No hay vientos, ni siquiera una brisa que pueda borrar lentamente esas huellas. Los astrónomos han encontrado el agujero más grande que jamás hayamos visto en el universo. Es el Gran Vacío que se extiende por mil millones de años luz. Lo encontraron por accidente. Uno de los miembros del equipo de investigación estaba un poco aburrido y quería comprobar cómo iban las cosas en la dirección del punto frío. Esa es una anomalía en el mapa de fondo de microondas cósmico, o CMB para abreviar. Es un tenue resplandor de luz que cae sobre nuestro planeta desde diferentes direcciones y llena el universo. Ha estado fluyendo a través del espacio durante casi 14 mil millones de años como el resplandor posterior al Big Bang.

Caes justo en el corazón de un agujero negro y te preparas para un final triste. Bueno, ¡no tienes que hacerlo! Caer en un agujero negro no necesariamente te destruirá a ti o a tu nave espacial. Tienes que elegir uno grande para sobrevivir. Si caes en uno pequeño, su horizonte de sucesos será demasiado estrecho. Y la gravedad aumentará a cada centímetro hacia abajo. Así que, si extiendes el brazo hacia adelante, la gravedad en tus dedos será mucho más fuerte que en tu codo. Esto hará que tu mano se alargue y sentirás algunas molestias. Bastante significativas, para ser honesto.

Las cosas cambian si caes en un agujero negro supermasivo como los que se encuentran en el centro de las galaxias. Pueden ser millones de veces más pesados que el Sol. Su horizonte de sucesos es amplio y la gravedad no cambia tan rápido. Entonces, la fuerza que sentirás en tus talones y en la parte superior de tu cabeza será aproximadamente la misma, y podrás llegar hasta el corazón del agujero negro. Así que este mito está desmentido. Si ves una película muy conmovedora en el espacio y empiezas a llorar, no se te caerán las lágrimas. Se reunirán alrededor de los globos oculares. Tus ojos se secarán demasiado, por lo que sentirás que te queman. Cualquier líquido expuesto en tu cuerpo se vaporizará, incluida la superficie de tu lengua. Hablando de quemar, eso es algo que el fuego no puede hacer en el espacio. El fuego puede propagarse cuando hay un flujo de oxígeno, y como no lo hay en el espacio... bueno...

Una vez que explotan, se supone que las estrellas no vuelven a la vida. Pero algunas de ellas han sobrevivido a la gran explosión de supernova. Tales estrellas ’zombies’ son bastante raras. Los científicos encontraron una realmente grande llamada LP 40-365. Es una enana blanca parcialmente quemada. Una enana blanca es una estrella que ha quemado todo el hidrógeno, que anteriormente era su combustible nuclear. En este caso, la explosión final fue quizás más débil de lo normal, no lo suficientemente poderosa como para destruir toda la estrella. Es como si hubiera querido explotar, pero no lo lograra, por lo que parte de ella sobrevivió.

Si alguna vez vas al espacio, no te quites el traje espacial a menos que estés en una nave. El aire en tus pulmones se expandiría, así como el oxígeno en el resto de tu cuerpo. Quedarías como un globo, el doble de tu tamaño normal. Buenas noticias: la piel es lo suficientemente elástica para mantenerte unido, lo que significa que no explotarías. Menos mal. Cuando algo entra en un agujero negro, cambia de forma y se estira como un espagueti. Esto sucede porque la fuerza gravitacional intenta estirar el objeto en una dirección, pero al mismo tiempo lo presiona en otra. Como una paradoja de la pasta. Hablando de eso, un agujero negro que es tan grande como un solo átomo tiene la masa de una montaña realmente grande. Hay uno en el centro de la Vía Láctea llamado Sagitario A. Tiene una masa de mil millones de soles. Pero, por suerte, está lejos de nosotros.

Si hicieras una gran explosión en un asteroide, nunca escucharías su fuerte sonido. Sí, a menudo escuchamos el sonido de las naves y las batallas en el espacio en las películas, pero eso es solo un mito. El sonido es una onda que se propaga debido a las vibraciones de las moléculas. Una persona aplaude a unos metros de ti. La onda de sonido comienza a empujar la primera molécula de aire junto al aplauso, luego la segunda, la tercera y así sucesivamente hasta que la onda llega a tu oído. Así que, para difundir el sonido, necesitamos moléculas, como las del aire o del agua. En nuestra atmósfera las ondas sonoras se esparcen bien, pero el espacio es un vacío. Así que no hay nada de eso allí. Puedes aplaudir con fuerza, pero no habrá moléculas que puedan vibrar y transmitir ese sonido. Así que para mantener una conversación necesitarías una radio o muy buenas habilidades para leer los labios.

Los meteoritos orbitan alrededor del Sol, mientras que la mayoría de los desechos hechos por el hombre orbitan nuestro planeta. Por ejemplo, lanzamos casi 9000 naves espaciales en todo el mundo, desde satélites hasta cohetes. Incluso las piezas más pequeñas pueden dañar una nave espacial a velocidades tan altas. Galaxias, planetas, cometas, asteroides, estrellas, cuerpos espaciales son cosas que podemos ver en el espacio. Pero constituyen menos del 5 % del universo total. La materia oscura, uno de los mayores misterios del espacio, es el nombre que usamos para toda la masa del universo que aún es invisible para nosotros. Y hay mucha, puede ser hasta el 25 % del universo. La energía oscura hace el otro 70 % del universo. [garabateando/haciendo cuentas] Hmm... eso suma cien, ¿verdad? Bueno.

Ahora, echemos un vistazo a la Luna. Siempre apunta hacia nosotros con un solo lado. Esto significa que la Luna tiene un lado oscuro y los rayos del Sol nunca llegan allí. Eso es un mito. El punto es que la Luna está bloqueada gravitacionalmente con la Tierra. Hay días y noches allí también. Es solo que esta rotación está perfectamente alineada con la rotación de la Tierra. Así que cada vez que miras a la Luna, solo ves un lado. Pero hay días en que el Sol también brilla del otro lado, así que no es el lado oscuro, es el lado lejano. E incluso tenemos fotos de ese lugar. Y allí está uno de los cráteres más grandes de todo nuestro sistema solar, la cuenca del polo sur Aitken. Es tan ancho como 2 estados de Texas. ¡Yee-haw!

Otro mito que resultó ser falso es que la gente nunca ha estado en la Luna. Este es el traje espacial original de los primeros astronautas que estuvieron allí. Mira la suela del zapato. Algunas personas afirman que es imposible que hayan dejado huellas como esta allí. En realidad, sí podrían. En la Luna, los astronautas usaron botas adicionales sobre sus trajes, y sus suelas coincidían perfectamente con las huellas en la Luna. Los astronautas no las necesitaban cuando se fueron del satélite y las tiraron cuando terminó el paseo lunar. También dejaron muchas cosas allí. Incluso desecharon los reposabrazos de los asientos del módulo lunar para reducir su peso. Ahora, contando todas las misiones lunares Apolo, el peso total de la basura en la Luna es de aproximadamente 187 toneladas, incluidos varios astromóviles lunares, desechos de naves espaciales, 6 módulos lunares y todos los experimentos que fueron abandonados. ¡Eso es como 3 Boeing 737!

Otro mito sobre el Sol es que es amarillo. Vamos a enviarte al espacio para desmentir este. Miras por la ventana y... Es blanco. El Sol solo nos parece amarillo a través del filtro de nuestra atmósfera. La composición del aire y su espesor solo distorsionan la luz de la estrella. Pero las estrellas vienen en diferentes colores. Las más frías tienen tonos naranja y rojo brillantes. Suelen ser estrellas muy viejas, más antiguas que nuestro Sol. Pero las estrellas jóvenes y muy calientes son de color azul brillante. El Sol está en el medio de este espectro. Un mito más sobre los asteroides.

Necesitamos volar un poco más allá de la órbita de Marte. Vaya, estamos en un cinturón de asteroides y tenemos que esquivar rocas gigantes y bloques de hielo constantemente. Entramos en unas densas nubes de asteroides. Mmm... No es cierto. El hecho es que el espacio es enorme y las distancias son increíbles. Todas las rocas y escombros en el cinturón de asteroides son solo el 4 % del peso de la Luna. Así que realmente no hay muchos de ellos allí. Para comprender la dimensión del vacío en el espacio, observa la colisión de dos galaxias. Hay miles de millones de estrellas en cada una de ellas. Si las mezclamos, es poco probable que haya colisiones incluso aquí.

Comentarios

Recibir notificaciones
Aún no hay comentarios. ¡Puedes ser el primero!

Lecturas relacionadas