Genial
NuevoPopular
Inspiración
Creación
Admiración

Descubrimos 13 secretos de las maestras de la manicura que comparten entre sí, pero no con sus clientes

6-55
14k

Cada profesión tiene sus propios secretos. Y no todos los especialistas tienen prisa por revelarlos a la gente común. Realmente no es necesario que sepamos algunos trucos. Pero hay momentos que tienen que ver con la belleza y la salud, y allí ya no nos haría daño estar completamente al tanto. Esta vez decidimos averiguar qué esconden los trabajadores de los salones de uñas a los clientes comunes.

Genial.guru pasó varios días estudiando los foros, chats y artículos de los maestros de la manicura y pedicura, y ahora estamos listos para darte algunos consejos que nunca antes habíamos escuchado.

Si notas grietas en la capa superior del gel, llama la atención de la manicurista sobre eso

A veces, en las uñas cubiertas de gel, es posible ver una red de grietas. Idealmente, no debería existir, sin importar cuánto tiempo hayas pasado con la manicura.

Pero si la uña es flexible, y la manicurista usó materiales demasiado blandos para el recubrimiento, las grietas aparecerán inevitablemente. La próxima vez que visites el salón, indíquelo y solicita una base y un recubrimiento más duros.

Si tienes uñas en forma de pico, insiste en una corrección de la forma

Muchas manicuristas, cuando ven una uña “pico” fuertemente doblada, son demasiado flojos para corregir su forma y simplemente la cubren con gel. Pero, como dicen los propios expertos, tales dobleces pueden y deben repararse, porque, en primer lugar, una uña de este tipo no se ve bonita y, en segundo lugar, con esta forma se crea una carga fuerte en el borde libre, lo que inevitablemente provocará una rotura.

No pases por alto el esmalte común

Está contraindicado para algunas personas fortalecer sus uñas con gel, y solo se pueden aplicar esmalte común (esto puede deberse a lesiones, características estructurales de los dedos o simplemente a la edad). Pero algunas manicuristas no lo dicen solo porque el recubrimiento de gel es más caro.

Y las clientas mismas no siempre están contentas con este tipo de manicura: en su opinión, el esmalte común se va rápidamente y no se ve tan bonito.

En realidad, si el procedimiento es llevado a cabo por un profesional, el esmalte se puede usar hasta por un mes. Además, con la ayuda de este material también se pueden hacer verdaderas obras de arte.

No pidas hacer una capa gruesa

Las manicuristas cuentan entre sí que las chicas a menudo les piden que espesen el revestimiento para que dure más. Si eres una de esas clientas, debes saber que el grosor de la alineación de la manicura perfecta no debe ser superior a 1 mm. De lo contrario, el recubrimiento se ve imperfecto y, al crecer, estropea la apariencia de las uñas.

No uses el recubrimiento por mucho tiempo

A los manicuristas les encanta publicar fotos de uñas crecidas en sus páginas y jactarse de que su recubrimiento dura hasta 6 semanas. Pero en realidad ese no es un buen augurio.

Durante el crecimiento, el ápice (parte inferior de la uña artificial) se desplaza, la carga no se distribuye correctamente y aparecen lesiones, grietas y desprendimientos que pasan a la uña natural.

Los profesionales recomiendan usar la recubrimiento por no más de 2 semanas.

No hagas manicura con corte con demasiada frecuencia

Si te haces una manicura por tu cuenta cada 3 o 4 días y cortas la cutícula, que apenas tuvo tiempo de crecer, puedes lograr que en su lugar aparezca una capa de piel áspera y desigual. Arreglarla es mucho más difícil que una cutícula normal.

Por lo tanto, hacer una manicura muy a menudo tampoco es algo bueno.

Si no estás satisfecha con la forma de la uña, pide que la alarguen

¿Has notado que, a veces, el recubrimiento de las uñas cortas y anchas se ve extraño y no muy hermoso (la gente suele llamar tales trabajos “pezuñas”). Las manicuristas sin experiencia pueden decir que es por el hecho de que la forma inicialmente no era buena y era simplemente imposible hacer algo más estético.

Sin embargo, las tecnologías modernas de manicura pueden alargar una uña incluso en los casos en que el ancho es mayor que la longitud. Para hacer esto, la manicurista desplaza ligeramente el borde de la piel y hace una suave extensión. Si realizas las correcciones a tiempo, esta clase de uñas se verá perfectamente durante mucho tiempo.

Echa un vistazo al resultado real de dicho procedimiento.

Si la piel no responde bien a la manicura, pídele a la manicurista que cambie una herramienta

Desafortunadamente, muchas se enfrentaron a casos en los que la piel de las manos no responde bien a las manicuras. En tales situaciones, lo primero que viene a la mente es una alergia, y lo segundo, nunca volver cubrirse las uñas con nada más.

Pero, según los expertos, no es necesario rechazar la manicura. A veces, es suficiente pedirle a la manicurista que cambie el empujador de metal a palitos de naranjo. La razón por la cual la piel reacciona dolorosamente a una manicura con un empujador radica en la reacción química que ocurre cuando el metal y la capa adhesiva del gel entran en contacto.

La piel de algunas personas lo toma con calma, mientras que la piel más delicada comienza a picar y a pelarse.

Si la cutícula crece rápidamente después de una manicura, verifica si la manicurista no te hizo un corte de uña

Al cortar, la manicurista descuidada elimina las capas superiores de la uña sin afectar la parte que está debajo de la cutícula. Como resultado, aparecen escamas delgadas en la base, que comienzan a ser visibles tan pronto como la uña vuelve a crecer.

Las escamas que quedan por el corte son realmente fáciles de confundir con la cutícula, solo que vuelven a crecer mucho más rápido. La situación recién se puede corregir en la próxima manicura: según los profesionales, los rastros de un corte desaparecerán durante el próximo tratamiento. Lo principal es no olvidar cambiar de manicurista.

Pide que no hagan la limpieza del dedo meñique durante la pedicura

Según los profesionales, las manicuristas que intentan limpiar el dedo meñique del pie siguiendo el principio de una manicura de corte cometen un gran error. El dedo meñique está bajo mucha presión debido a nuestro peso, está constantemente en contacto con zapatos estrechos y en muchas personas este dedo también está ligeramente deformado.

En tales casos, una pequeña “capucha” de piel crece en la base de la uña, lo que sirve de protección. Si lo cortas, su crecimiento será cada vez más y más grande.

No quites el gel arrancándolo de la placa

Cuando el gel comienza a desprenderse un poco, dan muchas ganas de quitarlo por completo. Pero en este caso, el recubrimiento se moverá junto con la capa superior de la uña, porque es la que se encarga de acoplar el gel a la placa.

En una uña tan dañada, el próximo recubrimiento se sostendrá mucho peor.

No cubras tus uñas si tienes un borde libre desigual

Puede haber muchas razones por las cuales el borde libre se ve así: lesiones, quemaduras químicas y usar el gel durante demasiado tiempo. En tal situación, el recubrimiento no puede aplicarse.

El hecho es que en tales casos, entre la piel y la uña se forma un bolsillo lleno de aire cálido y húmedo, un ambiente ideal para el desarrollo de un hongo. Si aplicas un gel o incluso un esmalte regular en una uña de este tipo, esto aumentará el efecto invernadero y el riesgo de infección.

Desafortunadamente, tales problemas con un borde irregular son bastante comunes, pero una gran cantidad de manicuristas hacen la vista gorda para no perder al cliente.

Piensa dos veces antes de hacerte una pedicura con peces

Los profesionales no recomiendan este procedimiento por varias razones:

  • Los peces pueden propagar fácilmente enfermedades de la piel e infecciones virales entre los clientes del mismo salón.

  • Los peces tienen su propia microflora, que no está estudiada completamente. Por lo tanto, no está claro cómo tu piel puede reaccionar a ella.

  • Algunos salones ahorran dinero y compran especies más baratas en lugar de peces Garra Rufa. La mayoría de las veces estos tienen dientes y, por lo tanto, los peces no succionan la piel, sino que la muerden, causando microtraumas.

¿Hay entre nuestros lectores alguna maestra de uñas o chicas que se hagan manicura regularmente? ¿Qué secretos o trucos podrían compartir?

Imagen de portada Depositphotos
6-55
14k