5 Ventajas y 5 riesgos de dar a luz después de los 40

Tener hijos a una edad avanzada es cada vez más común. Las razones de este hecho pueden ser diferentes: la carrera, la falta de confianza en la pareja, el deseo de vivir para uno mismo o simplemente falta de disposición para asumir esta responsabilidad. Lo más importante en este caso es el hecho de que es tu vida y tu elección. Y si decides que quieres ser madre después de los 40, debes estar informada sobre las ventajas y posibles inconvenientes del embarazo tardío.

Dar a luz a un bebé trae mucha alegría y felicidad, pero la maternidad conlleva algunos riesgos. Así que en Genial.guru analizamos al embarazo a la edad materna avanzada desde diferentes ángulos. Creemos que llegó la hora de compartir contigo nuestros descubrimientos.

Ventajas:

1. Puedes tener una vida más larga

Las mujeres que dan a luz a una edad avanzada tienen más probabilidades de vivir más tiempo. Según un estudio, las que dieron a luz a su último hijo cuando tenían menos de 29 años redujeron a la mitad sus posibilidades de vivir hasta la edad de 95. Una posible razón para esto puede ser la genética.

Si el sistema reproductivo de una mujer a esa edad funciona bien, entonces esto también puede aplicarse a otros procesos asociados con el envejecimiento. Sin embargo, la relación entre el parto y la longevidad en la mayoría de los casos es cierta para las mujeres con 3 hijos o menos.

2. Puede reducir el deterioro cognitivo

Otro estudio demuestra la relación entre el último embarazo que se produce a una edad avanzada y el incremento de las habilidades cognitivas postmenopáusicas. Estas conclusiones se hicieron sobre la base de una serie de pruebas que incluían tareas para evaluar varios aspectos del funcionamiento del cerebro.

En particular, las mujeres que dan a luz después de los 35 años tienen una mejor memoria verbal. Esto puede suceder debido a que las hormonas afectan nuestro cerebro. Y no es cualquier hormona, sino el estrógeno y la progesterona, que también son responsables de la función cerebral y del desarrollo del tejido del cerebro.

3. Eres más sabia y más experimentada a esta edad

No es ningún secreto que con la edad adquirimos conocimiento y experiencia. Compárate con la persona que eras a los 20 o 30 años. Y ahora imagina la diferencia en criar niños a esta edad. Las mujeres mayores de 40 años son más pacientes con sus hijos y asumen su educación con más responsabilidad.

Por lo general, a esta edad, las mujeres no se quedan embarazadas por casualidad. Este es un paso conciente porque ya estás preparada, eres más estable emocional y psicológicamente. Y estás lista para afrontar los cambios que vienen con el embarazo y el nacimiento de un niño.

4. Tienes más estabilidad financiera

A los 40 años, la mayoría de las mujeres ya tienen una carrera. Ya no se están probando a sí mismas en diferentes áreas, cambiando constantemente de trabajo o teniendo un ingreso inestable. Las mujeres que dan a luz más tarde sienten que pueden permitir que su carrera pase a un segundo plano para que puedan estar más centradas en sus hijos.

Lo más probable es que ya tengan bienes raíces y ahorros que les ayudarán a experimentar menos estrés causado por el nacimiento del niño. Sabiendo que no necesitas pensar en tu carrera y trabajar desde el atardecer hasta el amanecer para ganar dinero extra, puedes dedicar más tiempo a tu bebé.

5. Has tenido tiempo de probarlo todo

El período de fiestas y estar siempre en movimiento se quedó en el pasado y ahora es el momento de dedicarse a la familia. A la edad de 40 años, ya has acumulado muchos recuerdos divertidos, lograste entender que ya has estado con tus amigos lo suficiente y, por último, pero no menos importante, has vivido para ti misma. Viajaste, exploraste el mundo y ampliaste tus horizontes.

Y cuando nazca tu hijo, es menos probable que te sientas insatisfecha con el hecho de que ya no puedes dedicar todo tu tiempo a ti misma y no tendrás problemas en compartirlo con tu hijo.

Pero a pesar de que el embarazo después de los 40 tiene sus ventajas, también conlleva ciertas amenazas e inconvenientes.

Riesgos:

1. Es menos probable que te quedes embarazada

A medida que pasan los años, las mujeres tienen menos posibilidades de quedar embarazadas. A los 32 años, la fertilidad comienza a disminuir significativamente. La cantidad de óvulos disminuye y cada vez hay menos para la fertilización. Aumenta la probabilidad de liberación de óvulos de mala calidad.

Pero no te desesperes, ya que hoy en día existe la oportunidad de usar óvulos de donantes. También puedes congelar tus óvulos a una edad más temprana o recurrir a la maternidad subrogada.

2. Corres más riesgo de aborto involuntario

El riesgo de aborto espontáneo aumenta con la edad y, después de los 45 años, puede alcanzar el 50 % o más. Por supuesto, no solo la edad afecta el embarazo. Sin embargo, los cambios relacionados con la edad influyen en nuestro cuerpo, reducen la función hormonal y uterina, y generan otros factores que pueden conducir a la pérdida del feto.

3. Tienes un mayor riesgo de contraer osteoporosis

Dar a luz a una edad avanzada aumenta la probabilidad de desarrollar osteoporosis en el futuro. Según un estudio, las mujeres que dieron a luz después de los 35 tenían el doble de probabilidades de sufrir esta enfermedad. Por lo tanto, debes prestar especial atención a tus huesos durante el embarazo para disminuir el riesgo de contraer osteoporosis en la vejez.

4. Tienes un mayor riesgo de parto prematuro

El parto a la edad avanzada, aumenta significativamente la probabilidad de que el bebé nazca antes de tiempo y tenga bajo peso al nacer. Un estudio muestra que la edad, independientemente de otros factores negativos, puede ser la causa de nacimiento prematuro.

5. Puedes contraer diabetes gestacional

Esta forma de diabetes es temporal en la mayoría de los casos, y es causada por una cantidad insuficiente de insulina durante el embarazo. Según un estudio, el riesgo de desarrollar esta complicación durante el embarazo aumenta en un 74 % en mujeres embarazadas mayores de 40 años. Por lo tanto, es importante hacer la prueba para la diabetes gestacional y luego, dependiendo de los resultados, el médico te recetará un tratamiento.

El embarazo puede tener desventajas a cualquier edad. Mucho depende de la madre y su estado de salud. Y si decides ser madre después de los 40, tus posibilidades siguen siendo buenas para tener un embarazo saludable y dar a luz a un bebé sano. Pero es importante entender que debes prestar especial atención a tu salud y asegurarte de consultar con tu médico sobre cualquier problema.

¿Crees que no hay ningún inconveniente de ser madre tardía? ¿O es mejor dar a luz antes? Nos gustaría que compartieras tu opinión en los comentarios.

Imagen de portada Eastnews
Compartir este artículo